Conceptos Categóricos

EL MANEJO DE LA BRONQUIOLITIS AGUDA

Resúmenes amplios

EL MANEJO DE LA BRONQUIOLITIS AGUDA


Lebanon, EE.UU.
El uso de pruebas y tratamientos no recomendados para la bronquiolitis parecen haber disminuido de forma continua desde que fue publicada la guía sobre bronquiolitis de la Academia Estadounidense de Pediatría.

JAMA Network Open 4(2):1-12

Autores:
House SA

Institución/es participante/s en la investigación:
Children’s Hospital at Dartmouth-Hitchcock Medical Center

Título original:
Trends Over Time in Use of Nonrecommended Tests and Treatments Since Publication of the American Academy of Pediatrics Bronchiolitis Guideline

Título en castellano:
Tendencias a lo Largo del Tiempo en el Uso de Pruebas y Tratamientos No Recomendados desde la Publicación de la Guía sobre Bronquiolitis de la Academia Estadounidense de Pediatría

Extensión del  Resumen-SIIC en castellano:
2.01 páginas impresas en papel A4
Introducción
La bronquiolitis viral aguda es una afección pediátrica frecuente y costosa para la cual las guías de práctica clínica desaconsejan el uso de pruebas de diagnóstico y terapias. El objetivo del presente estudio fue evaluar las tendencias a lo largo del tiempo para el uso de prácticas clínicas no recomendadas para la bronquiolitis desde la publicación de la guía de práctica clínica de la American Academy of Pediatrics (AAP) sobre bronquiolitis (publicada originalmente en octubre de 2006 y actualizada en noviembre de 2014) entre una muestra de pacientes en hospitales infantiles de los Estados Unidos (EE.UU.).    

Métodos
El presente estudio de cohorte observacional retrospectivo se realizó utilizando un análisis de regresión de series de tiempo interrumpido que se ajustó al hospital que brinda el servicio, las características demográficas del paciente y el prestador, con la publicación de la actualización de la guía de 2014 como el punto del evento. Los pacientes incluidos fueron niños menores de 2 años dados de alta del departamento de emergencias (DE) o del entorno hospitalario para pacientes hospitalizados con un diagnóstico primario de bronquiolitis aguda desde el uno de noviembre de 2006 al 31 de diciembre de 2019 en los hospitales de niños de los EE.UU. que aportan información a la base de datos del Pediatric Health Information Systems. Esta base de datos representa aproximadamente el 20% de las hospitalizaciones pediátricas en los EE.UU. Los criterios principales de valoración fueron las tasas de estudios (radiografía de tórax, pruebas virales y hemograma completo) y tratamientos (broncodilatadores, corticoides, antibióticos) no recomendados por las directrices de la AAP. Las características demográficas se resumieron con frecuencias y porcentajes. Los datos se analizaron desde junio hasta diciembre de 2020. Los cambios se consideraron estadísticamente significativos si el intervalo de confianza del 95% (IC 95%) no incluía 0.  

Resultados
Durante el período de estudio de 2006 a 2019, 25 hospitales aportaron datos completos para el grupo de urgencias y 35 hospitales aportaron datos completos para el grupo de pacientes hospitalizados. Entre 602 375 encuentros que involucraron a niños con un diagnóstico primario de bronquiolitis, 404 203 encuentros (67.1%) fueron altas del DE y 198 172 encuentros (32.9%) fueron altas hospitalarias; 468 226 encuentros (77.7%) involucraron a niños menores de 12 meses, 356 796 encuentros (59.2%) involucraron a varones, y 223 098 encuentros (37.0%) involucraron pacientes blancos no hispanos. Las diferencias de raza/etnia fueron mayores en el entorno hospitalario, donde 80 234 encuentros (40.5%) involucraron a pacientes blancos no hispanos, en comparación con 142 864 encuentros (35.3%) en el entorno de emergencias. En el período posterior a la publicación inicial de la guía (es decir, de noviembre de 2006 a noviembre de 2014), se encontró una trayectoria de uso negativa en todas las medidas en ambos grupos, con la excepción de las pruebas virales en el grupo de DE. Usando la actualización de la guía de 2014 como el punto de evento, diversas medidas demostraron una disminución del uso entre los períodos de estudio. La mayor disminución fue en el uso de broncodilatadores, que cambió en −13.5 puntos porcentuales en el grupo de DE (IC 95%: −15.2 puntos porcentuales a −11.8 puntos porcentuales) y −11.3 puntos porcentuales en el grupo de pacientes hospitalizados (IC 95% = −13.1 puntos porcentuales a −9.4 puntos porcentuales). En el período posterior a la actualización de la guía de 2014 (es decir, de diciembre de 2014 a diciembre de 2019), los broncodilatadores también demostraron el mayor cambio en la trayectoria de uso, disminuyendo a más del doble en ambos grupos. En el grupo de DE, la trayectoria negativa pasó de −0.11% mensual (IC 95% = −0.13% a −0.09%) en el primer período de la guía a una nueva pendiente media mensual de −0.26% (IC 95% = −0.30% a −0.23%). En el grupo de pacientes hospitalizados, la pendiente media mensual se incrementó de −0.08% (IC 95% = −0.10 a −0.05%) a −0.26% (IC 95% = 0.30% a −0.22%). Durante todo el período de estudio, en el grupo de DE, el uso ajustado disminuyó del 6.4% de los encuentros al 2.3% para el hemograma completo, del 48.4% a 14.2% para la radiografía de tórax, y del 23.5% al 18.3% para las pruebas virales. En el grupo de pacientes hospitalizados, el uso ajustado disminuyó del 44.6% de los encuentros al 23.6% para el hemograma completo CBC, del 78.8% al 37.3%  para la radiografía de tórax RC, y del 60.9% al 33.5% para las pruebas virales. A lo largo de 13 años, en el grupo de DE, el uso ajustado disminuyó del 56.3% al 26,0% de para los broncodilatadores, del 15.7% a 6,1% para los esteroides, y del 4.2% al 2.7% para los antibióticos. En el grupo de pacientes hospitalizados, el uso ajustado disminuyó del 73.0% al 50.1% para los broncodilatadores, del 38.6% al 17.9% para los esteroides, y del 49.1% al 23.8% para los antibióticos. Entre 2006 y 2016, la duración de la estadía hospitalaria disminuyó de 2.0 días (IC 95% = 1.9 días a 2.1 días) a 1.7 días (IC 95% = 1.7 días a 1.8 días). Además, la tasa de ingreso hospitalario disminuyó del 18.0% (IC 95% = 13.8% a 22.2%) al 17.8% (IC 95% = 13.6% a 22.1%).  

Conclusiones
Los resultados del presente estudio indican que el uso de la mayoría de los servicios de bronquiolitis no recomendados disminuyó de forma continua después de 2006. La tasa de disminución en el uso de broncodilatadores aumentó más del doble después de la actualización de la guía de bronquiolitis de la AAP de 2014. Estos hallazgos apoyan las posibles asociaciones de las guías de práctica con una mejor atención de la bronquiolitis. 
ua40317

Imprimir esta página
-->