Conceptos Categóricos

CONSECUENCIAS CLÍNICAS DE COVID-19 EN PACIENTES CON CÁNCER

CONSECUENCIAS CLÍNICAS DE COVID-19 EN PACIENTES CON CÁNCER


Nashville, EE.UU.
En pacientes con cáncer y COVID-19, registrados en el COVID-19 and Cancer Consortium (CCC19), la mortalidad por cualquier causa a los 30 días es elevada y se asocia con factores generales de riesgo y con factores particulares, vinculados a la enfermedad de base. Se requieren seguimientos más prolongados para conocer con exactitud los efectos de COVID-19 sobre la evolución clínica de pacientes con cáncer, incluida la posibilidad de continuidad de los tratamientos antineoplásicos.

The Lancet 1-13

Autores:
Warner JL

Institución/es participante/s en la investigación:
Vanderbilt University Medical Center

Título original:
Clinical Impact of COVID-19 on Patients with Cancer (CCC19): a Cohort Study

Título en castellano:
Consecuencias Clínicas de COVID-19 en Pacientes con Cáncer (CCC19): Estudio de Cohorte

Extensión del  Resumen-SIIC en castellano:
2.13 páginas impresas en papel A4
Introducción
La enfermedad por el coronavirus 2019 (COVID-19 por su sigla en inglés) ha sido declarada pandemia; los primeros estudios sugirieron que los pacientes con antecedente de cáncer o con cáncer activo podrían presentar mayor riesgo de infección por el agente causal de COVID-19, el coronavirus 2 del síndrome respiratorio agudo grave (Severe Acute Respiratory Syndrome [SARS] CoV-2), y mayor riesgo de complicaciones asociadas con la enfermedad. Sin embargo, estos primeros estudios presentaron limitaciones metodológicas importantes porque incluyeron muestras reducidas de pacientes y porque se limitaron a determinadas regiones geográficas; por lo tanto, los hallazgos podrían no ser aplicables a la totalidad de los pacientes con cáncer. Los enfermos con cáncer pueden tener compromiso del sistema inmunológico, como consecuencia de la terapia antitumoral, los fármacos de sostén (por ejemplo los corticoides) y las propiedades inmunosupresoras de ciertos tumores. Además, por lo general los enfermos con cáncer son de edad avanzada y presentan una o más comorbilidades, situaciones que, per se, aumentan la morbilidad y el riesgo de mortalidad por COVID-19. En este escenario se necesita con urgencia conocer el curso clínico de COVID-19 y cáncer. En el presente estudio se determinó la influencia de las variables clínicas y demográficas, el cáncer subyacente y las variables relacionadas con el tratamiento de COVID-19 sobre la mortalidad por cualquier causa a los 30 días en esta población de enfermos.  

Pacientes y métodos
El presente estudio de cohorte se llevó a cabo con datos del registro COVID-19 and Cancer Consortium (CCC19), iniciado el 15 de marzo de 2020, con el propósito de conocer las características clínicas de pacientes con COVID-19 y la evolución clínica de la enfermedad, en pacientes con antecedente de cáncer o con cánceres activos. Para el presente estudio se consideraron enfermos de 18 años o más con neoplasias hematológicas o tumores sólidos invasivos e infección por SARS-CoV-2 confirmada por laboratorio entre el 17 de marzo y el 16 de abril de 2020; los pacientes debían ser residentes de los Estados Unidos, Canadá o España. Se excluyeron los enfermos con diagnóstico presuntivo de COVID-19, pero sin confirmación de laboratorio. A partir de la base de datos se obtuvo información acerca de las características demográficas, el curso inicial de COVID-19, las características de los tumores y el seguimiento. Las variables posiblemente asociadas con el pronóstico fueron la edad, el sexo, la etnia, la residencia del enfermo, el hábito de fumar, la obesidad, el número de comorbilidades que requerían tratamientos específicos, el antecedente reciente de cirugía, el tipo de tumor, el estado del cáncer (en remisión o activo), el estado general según la escala del Eastern Cooperative Oncology Group (ECOG), la terapia antitumoral, y el tratamiento de COVID-19 con azitromicina, hidroxicloroquina o ambas. El criterio principal de valoración fue la mortalidad por cualquier causa en los 30 días que siguieron al diagnóstico de infección por SARS-CoV-2.

Resultados
Un total de 928 pacientes de los 1035 registrados en el sistema reunieron los criterios de inclusión para el presente estudio. La mediana de edad de los enfermos fue de 66 años (rango intercuartílico [RIC]: 57 a 76 años) y el 30% (n: 279) tenían 75 años o más; el 50% (n: 468) era de sexo masculino. Los tumores más frecuentes fueron el de mama (n: 191 [21%]) y el de próstata (n: 152 [16%]). Un total de 366 pacientes (39%) recibían tratamiento antineoplásico en el momento del estudio, y 396 (43%) tenían cánceres activos (evaluables). Al momento del análisis (7 de mayo de 2020), 121 pacientes (13%) habían fallecido. En los modelos de regresión logística con ajuste parcial, los factores asociados de manera independiente con la mortalidad a los 30 días fueron la mayor edad (por cada 10 años, odds ratio [OR] con ajuste parcial de 1.84; intervalo de confianza del 95% [IC 95%]: 1.53 a 2.21), el sexo masculino (OR con ajuste parcial de 1.63; IC 95%: 1.07 a 2.48), el tabaquismo (OR con ajuste parcial de 1.60; IC 95%: 1.03 a 2.47), el número de comorbilidades (dos respecto de ninguna: OR con ajuste parcial de 4.50; IC 95%: 1.33 a 15.28), la presencia de 2 puntos o más en la escala ECOG (2 respecto de 0 o 1 punto: OR con ajuste parcial de 3.89; IC 95%: 2.11 a 7.18), los cánceres en actividad (en progresión, en comparación con cánceres en remisión: OR con ajuste parcial de  5.20; IC 95%: 2.77 a 9.77), y el tratamiento con azitromicina más hidroxicloroquina (en comparación con la administración de ninguna de estas drogas, OR con ajuste parcial de 2.93; IC 95%: 1.79 a 4.79; el sesgo por indicación no pudo ser excluido). En comparación con los residentes del noreste de los Estados Unidos, los pacientes de Canadá y de la región occidental de los Estados Unidos tuvieron índices reducidos de mortalidad por cualquier causa a los 30 días. La etnia y la raza, la presencia o ausencia de obesidad, el tipo de cáncer, el tipo de tratamiento antitumoral y el antecedente reciente de cirugía no fueron factores asociados con la mortalidad.  

Conclusión
El presente estudio fue el que incluyó el mayor número de enfermos con cáncer y COVID-19: 900 pacientes de distintas áreas geográficas. La población también fue heterogénea, en términos de la distribución por edad, la etnia, el estado tumoral y la utilización de tratamiento antitumoral en el momento del estudio. Se comprobaron asociaciones significativas entre los índices de mortalidad a los 30 días y la mayor edad, el sexo masculino, el tabaquismo, el número de comorbilidades, el tratamiento con azitromicina e hidroxicloroquina y ciertos factores tumorales específicos (puntuación en la escala ECOG y estado del tumor). Cabe destacar que los efectos reales del tratamiento con azitromicina e hidroxicloroquina no pudieron determinarse, debido al diseño no aleatorizado del estudio y la posibilidad de otras disparidades clínicas. Los resultados podrían ser de gran relevancia para los sistemas de salud, en términos de la interrupción o la continuidad del tratamiento antineoplásico, y la planificación de los cuidados para la etapa final de la vida.
ua40317