Conceptos Categóricos

SUPLEMENTOS CON HORMONA LUTEINIZANTE

Resúmenes amplios

SUPLEMENTOS CON HORMONA LUTEINIZANTE


Nápoles, Italia
Los autores se propusieron identificar qué grupos de mujeres se beneficiarían con los suplementos con hormona luteinizante recombinante; para ello, realizaron una reseña sistemática que evaluó su eficacia en subgrupos sometidos a técnicas de reproducción asistida.

Fertility and Sterility 109(4):644-664

Autores:
Alviggi C, Conforti A, Humaidan P

Institución/es participante/s en la investigación:
University of Naples Federico II

Título original:
Recombinant Luteinizing Hormone Supplementation in Assisted Reproductive Technology: A Systematic Review

Título en castellano:
Suplementación con Hormona Luteinizante Recombinante en Tecnología de Reproducción Asistida: Reseña Sistemática

Extensión del  Resumen-SIIC en castellano:
2.24 páginas impresas en papel A4
Introducción
Tanto la hormona folículo estimulante (FSH) como la hormona luteinizante (LH) son esenciales durante la foliculogénesis. La FSH es el regulador principal del crecimiento de los folículos antrales, influye sobre la proliferación de las células de la granulosa (CG) y promueve la síntesis de estrógenos, en tanto que la LH promueve la esteroideogénesis, con producción de andrógenos por parte de las células de la teca, y el desarrollo del folículo dominante. Recientemente, se encontraron receptores de LH en las CG, especialmente después de la selección folicular; su expresión es 10 veces superior en los folículos preovulatorios que en los folículos antrales de entre 3 mm y 10 mm. La LH coopera con la FSH en la inducción local de la producción de andrógenos, la inhibina B y los factores de crecimiento, como los 1 y 2 similares a la insulina; estos últimos se expresan tanto en las CG como en las de la teca durante la foliculogénesis y promueven la maduración folicular. Los datos sobre el uso de suplementos con LH exógena en la estimulación ovárica controlada (EOC) en las técnicas de reproducción asistida (TRA) se acumulan desde  hace 20 años, pero hay menos información respecto de la LH recombinante humana (LHh-r), sumado a que los metanálisis previos incluyeron diferentes tipos de pacientes en los mismos grupos. En el presente estudio, los autores se propusieron identificar qué mujeres podrían obtener beneficios con los suplementos con LHh-r y, para tal fin, realizaron una reseña sistemática que evaluó su eficacia en subgrupos sometidos a TRA.

Materiales y métodos
Se realizó una búsqueda bibliográfica en las bases de datos Medline/Pubmed y Scopus hasta mayo de 2017. Siete investigadores con experiencia en reproducción asistida analizaron los ensayos controlados y aleatorizados que compararon los protocolos con FSH recombinante humana (FSHh-r) sola o en combinación con LHh-r en diversos subgrupos de mujeres. Los subgrupos evaluados fueron los siguientes: mujeres con hiporrespuesta a la monoterapia con FSHh-r; de 35 años o más; las que recibieron cotratamiento con antagonistas de la hormona liberadora de gonadotrofinas (GnRH), con supresión de los niveles de LH después de la administración de agonistas de la GnRH; mujeres con respuesta normal, que presentaron síndrome de hiperestimulación ovárica (SHEO); y aquellas con respuesta escasa, como las que cumplieron los criterios de Bolonia de la European Society of Human Reproduction and Embryology (ESHRE). Tres autores en forma independiente realizaron la extracción de datos. Los criterios de valoración fueron la tasa de nacidos vivos, la tasa de embarazos en curso, la tasa de embarazo, la tasa de implantación, la tasa de fertilización, el número de ovocitos recuperados y el número de ovocitos en metafase II. Dos de los autores evaluaron el riesgo de sesgo.

Resultados
Mediante la búsqueda en las bases de datos se identificaron, en total, 5907 artículos; finalmente, en esta reseña se incluyeron 30 estudios. En la Tabla 1 se resumen los hallazgos generales. Los datos disponibles, provenientes de 4 investigaciones aleatorizadas y controladas, indicaron que el suplemento con LHh-r parece beneficioso en las mujeres con hiporrespuesta a la monoterapia con FSH y regulación por disminución con los antagonistas de la GnRH. En estos casos, se recomienda la administración de 75 UI a 150 UI de LHh-r en la fase folicular media (día 8) en un intento de rescate del ciclo en curso o desde el primer día de estimulación del ciclo siguiente. Seis ensayos aleatorizados y controlados evaluaron el efecto de la LHh-r en las mujeres en edad reproductiva avanzada y en cuatro más se utilizó un protocolo de antagonistas de GnRH. Las pruebas existentes indicaron que la LHh-r ejerce un efecto beneficioso en la tasa de implantación en mujeres de entre 36 y 39 años, independientemente del protocolo de supresión hipofisaria, pero no ejerció efectos en la tasa de embarazos. No se detectaron efectos en las mujeres de 40 años o más tratadas con regímenes agonistas o antagonistas. Diez ensayos aleatorizados y controlados evaluaron el efecto de la LHh-r en ciclos con antagonistas de la GnRH. Los datos obtenidos sobre el uso clínico de la LHh-r en ciclos con antagonistas de la GnRH se limitaron a las mujeres de entre 35 y 39 años que comenzaron con una dosis de 75 UI de LHh-r en el primer día de la EOC, con mejoría en la tasa de implantación. No se observaron efectos en las mujeres de 40 años o más. La LHh-r mejoró la calidad de los embriones en los ciclos de donación de óvulos y la tasa de implantación en las receptoras de esos óvulos. Cinco ensayos aleatorizados y controlados evaluaron el papel de los suplementos con LHh-r en mujeres con supresión hipofisaria grave de los niveles de LH debido al tratamiento con agonistas de la GnRH. Los datos obtenidos no avalaron el uso de suplementos con LHh-r en las mujeres con depresión profunda de la LH endógena después de la supresión hipofisaria con agonistas de la GnRH, aunque según los autores se requieren estudios de mayor tamaño para investigar resultados como la tasa de nacidos vivos. Solo una investigación controlada y aleatorizada evaluó el efecto de los suplementos con LHh-r en la aparición de SHEO en 999 mujeres infértiles menores de 40 años. El suplemento con LHh-r en dosis de 75 UI comenzó a partir del séptimo día de la EOC. El número de ovocitos recuperados fue inferior en el grupo que recibió suplementos con LHh-r respecto del de monoterapia con FSHh-r, pero la tasa de embarazos clínicos fue superior. En el grupo de monoterapia con FSHh-r se verificó un porcentaje significativamente mayor de ciclos cancelados debido al riesgo de SHEO y de pacientes que presentaron SHEO clínico. En 7 estudios aleatorizados y controlados se evaluó el efecto de los suplementos con LHh-r en mujeres con escasa respuesta; 3 de ellos utilizaron los criterios de Bolonia de la ESHRE. En conjunto, las pruebas no fueron concluyentes, debido a la gran heterogeneidad entre los ensayos. Solo una investigación, de tamaño pequeño, demostró que los suplementos con LHh-r, antes de la estimulación, mejoraron la tasa de nacidos vivos. Por lo tanto, los datos disponibles no avalaron su uso en este grupo.  

Conclusión
A pesar de las diferencias en el diseño de los estudios, la dosis de LHh-r y el día de comienzo de su administración, los datos resultantes indicaron que las mujeres que pueden obtener beneficios con el suplemento con LHh-r en la EOC son las que tienen parámetros adecuados de reserva ovárica antes de la estimulación y presentan hiporrespuesta inesperada a la monoterapia con FSHh-r; también, aquellas que tienen 36 a 39 años. Según los investigadores, resta establecer el efecto de la administración de suplementos con LHh-r en la prevención del SHEO. También, aún debe demostrarse si los suplementos con LHh-r son beneficiosos en las mujeres menores de 35 años, con respuesta normal, cotratadas con antagonistas de la GnRH. Por último, todavía se debate el uso de suplementos con LHh-r en las mujeres con supresión de los niveles endógenos de LH debido al uso de agonistas de GnRH y en aquellas con escasa respuesta.
ua40317

Imprimir esta página
-->